Dermatitis infantil vs alergia

La piel de los bebés es muy sensible y muchos de nuestros peques han padecido dermatitis infantil, eccemas o incluso piel atópica. Salvo que existan otros indicios, en la mayoría de los casos los padres no vinculamos la  aparición de la dermatitis infantil a ninguna alergia alimentaria y este es un error grave por nuestra parte.
Los especialistas afirman que los niños que en sus primeros años de vida presentan manifestaciones atópicas en su piel, padecerán a lo largo de su crecimiento algún tipo de alergia, rinitis o asma bronquial. Por tanto, si observamos manifestaciones atópicas en la piel de nuestros pequeños, conviene que no lo dejemos pasar y analicemos si esta dermatitis es algo puntual o puede estar relacionada con algún tipo de alergia.
Además, existen una serie de factores, relacionados entre sí, que conviene que tengamos muy presentes ya que pueden marcarnos el inicio de una posible atopía (hipersensibilidad frente a sustancias ambientales o alimentos). Estos factores son los siguientes:
  • Cuando uno de los dos progenitores tiene piel atópica, padece asma o algún tipo de alergia alimentaria, su hijo tendrá entre un 20% y un 40% de probabilidades de ser alérgico a alguna sustancia o alimento
  • Cuando ambos progenitores tienen historial de alergia y/o asma sus hijos tendrán entre el 50 y el 80% de probabilidades de ser alérgicos a alguna sustancia o alimento
  • Los bebés que nacen con una arruguita o dos bajo el párpado inferior (llamado pliegue de Dennie-Morgan) son más propensos que otros a padecer algún tipo de manifestación atópica en su piel así como alergias alimentarias. La aparición de este pliegue en individuos de raza negra es algo habitual y no establece un marcador de alergia
  • Los niños varones presentan mayor riesgo de enfermedad atópica que las niñas
Numerosos estudios han demostrado además que los bebés alimentados con leche materna en exclusiva hasta los seis meses de edad como mínimo, son menos propensos a padecer problemas de piel y por tanto, futuras alergias alimentarias o/y mediambientales.

Más información en: http://www.abcdelasalud.net/

10 Responses so far.

  1. Jeza Bel dice:

    una info muy interesante….gracias por compartirla, guapa!!!

    Vega, por ahora, no tiene piel atópica…lo de las arruguitas debajo del párpado inferior me ha dejado muerta!!

    besos

  2. Suu dice:

    Muy interesante Silvia, gracias por mantenernos tan bien informados!!!

  3. Gabriela dice:

    Silvia!

    Yo siempre lo presentí. Mi niña a lo largo de su alergia, tuvo muchos brotes de granitos, especialmente alrededor de la boquita.

    De hecho cuando me tocaba dejarla con mi madre, que no entiende hasta ahora lo delicado de las alergias, venía a encontrala con granitos 🙁

  4. Silvia dice:

    @ Jezabel: Me alegra que te haya resultado de interés esta información.
    Lo del pliegue bajo el párpado a mí tbn me resultó increíble cuando lo escuché por primera vez. Mi hijo lo tiene (cuando era pequeño muy marcado) y mi ginecóloga me lo advirtió tras dar a luz. Yo no le presté atención pero poco tiempo después comenzó la alergia.
    Ahora cada vez que veo a un bebé me fijo en sus ojitos para ver si tiene el pliegue, jajaja

    @ Suu: Me alegra mucho que la información te haya gustado y resultado interesante. Un placer poder ayudaros a entender más sobre esta enfermedad

    @ Gabriela: A mi hijo no le salen granitos cuando ingiere leche pero su piel está siempre llena de granitos, marcas, eccemas… Es algo contínuo. De hecho hemos tenido varios sustos dermatológicos por culpa de sus manchitas

  5. Silvia, mi hijo tuvo dermatitis atópica producto de estos problemas alimentarios. En nuestro caso, la adecuada asistencia de un dermatólogo fue muy importante.
    Saludos.

  6. Silvia dice:

    @ Pamela: En eso estamos también nosotros. Las manchas en la piel son nuestro principal caballo de batalla y parece ser que casi todas pueden estar relacionadas con su alergia

  7. Sabina dice:

    Gracias por toda la información y experiencia que nos ofreces,. Acabo de descubrir tu blog y es lo que necesitaba. Tengo un peque de 2 años y medio con una intolerancia a la proteína láctea de nivel 1 diagnosticada, y otro de 12meses que rechaza cualquier cosa que tenga leche de vaca, sigue a lactancia materna y yo llevo desde su nacimiento sin tomar leche de vaca. Leyendo lo que cuentas, como en este caso la dermatitis, no salgo de mi asombro porque todos los síntomas en mi peque fueron tratados de manera aislada ( y siguen tratándolo igual por su pediatra y personal sanitario de su centro de salud y urgencias ) incluso con el diagnóstico… Y ha sido en esta semana que hemos empezado con un nuevo doctor que trabaja homeopatía cuando hemos visto todo en su conjunto… Y ahora más leyendo tus artículos. Un abrazo y te seguiré de cerca… 🙂

    • Silvia dice:

      Por desgracia es muy habitual que los síntomas no se traten en su conjunto sino que se hagan de forma aislada, con tratamientos aislados que muchas veces no solucionan nada si no se ataja de raíz el problema que los provoca. ¡Suerte que tu peque ya está correctamente diagnosticado y en tratamiento! Me alegro muchísimo!

  8. Lucía dice:

    Mi hija de 4 meses fue diagnosticada con APLV a los 2 meses, manchaba los pañales con hilos de sangre y se puso anemica. Cuando empece la dieta sin lacteos mejoró, pero su peil sigue siendo aspera y tiene dermatitis en la quijada y mejillas 🙁

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *